Biodiversidad

Red andaluza de Centros de Recuperación de Especies Amenazadas

 

La influencia humana, directa o indirectamente, puede resultar un peligro para algunos ejemplares de especies amenazadas, que, en ocasiones, son encontrados en condiciones físicas deficientes, ya sea enfermos o heridos, por causas imputables al ser humano. Estos ejemplares precisan una atención muy diversa, desde un mero reposo y alimentación hasta delicadas intervenciones quirúrgicas, antes de ser devueltos nuevamente a su hábitat natural. En el año 2001 se creó la Red Andaluza de Centros de Recuperación de Especies Amenazadas (CREAs) con el objetivo de recuperar, con una serie de instalaciones específicas y con el personal cualificado, estos ejemplares.

Los objetivos de la Red son garantizar un servicio eficaz y coordinado en todos los centros, dar un destino adecuado a los ejemplares irrecuperables, dando prioridad a los proyectos de cría en cautividad y revelar los efectos negativos de la interferencia humana e identificar la acción positiva de la Consejería de Medio Ambiente para minimizar e invertir dichos efectos cuando fuere posible. 

La Red Andaluza de CREA's depende de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, si bien en algunos casos los centros son gestionados de forma concertada con otras instituciones o asociaciones. La Red está buscando que cada provincia cuente, al menos, con un Centro de Recuperación gestionado por la Dirección General de Gestión del Medio Natural a través de la correspondiente Delegación Provincial de la Consejería de Medio Ambiente. La única provincia que no dispone de Centro de Recuperación dependiente de la consejería por el momento Huelva, donde cumple estas funciones el Centro de Recuperación “El Acebuche”, adscrito al Parque Nacional de Doñana y dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, con el que hay un acuerdo de colaboración, que alberga el Centro Nacional de Cría en Cautividad del Lince Ibérico.

Especies de fauna atendidas en la Red

Los ejemplares acogidos en la Red pertenecen a especies silvestres protegidas de la fauna autóctona andaluza; si bien, su protocolo de funcionamiento da prioridad a las especies amenazadas incluidas en el Libro Rojo de Vertebrados Amenazados de Andalucía.

Dentro de los vertebrados terrestres, son las aves las especies que con más frecuencia ingresan en los CREA. Esto es así debido a sus hábitos diurnos, su movilidad y su abundancia, que los convierte en el grupo más vulnerable a las interferencias humanas y en el más fácilmente detectable cuando los animales resultan por algún motivo incapacitados.

De los 29.071 animales ingresados en el periodo 2004-2007, las aves suponen el 73%, seguido por los reptiles (19%), los mamíferos (7%) y finalmente los anfibios (1%). En el año 2007, el número total de animales ingresados en la Red fue de 7.760.

En este mismo periodo, de los 35.929 animales, casi la mitad se han recuperado (49,68%) y un 8,92% se hayan en recuperación. Dentro de los irrecuperables en la naturaleza, un 13,13% han sido eutanasiados, un 2,93% se han mantenido en el CREA para cría en cautividad y un 0,96% han sido cedidos para exposiciones con fines educativos o para proyectos de investigación. Finalmente, un 24,34% de las especies vivas ingresadas, han muerto en este periodo (8.748 animales).

Desde su creación, el número de ejemplares ingresados en la Red no ha dejado de crecer. Este dato no refleja necesariamente un aumento de las interferencias humanas, sino probablemente el mejor conocimiento de la existencia de la Red por parte del gran público, que colabora activamente en la localización y comunicación de la presencia de animales incapacitados. La distribución de los ingresos no es homogénea a lo largo del año, sino que se incrementa en los meses de verano.

Protocolo de actuación

Una vez ingresa el animal, los veterinarios realizan un diagnóstico de la afección y especifican el tratamiento que se debe llevar. Este tratamiento puede ser tan simple como facilitar alimento o tan complejo como la cirugía. El animal puede ser recuperable o no para la naturaleza. Si lo es, se realiza una rehabilitación a base de mantenimiento y musculación, y, antes de liberarle se le marca para poder hacer un seguimiento de ese individuo en particular, y de la especie en la zona en general. Si se determina que el animal, tras los cuidados, no es recuperable para la naturaleza pasa a otra u otras fases tan importantes como la liberación como es la cría en cautividad, la investigación o la educación ambiental. En el caso en el que no sea posible ninguna de estas vías se toma la alternativa más drástica y que nunca se desea, la eutanasia, pero aún así servirá para realizar labores de educación e investigación incorporándose a la colección científica que servirá de apoyo a estudiantes e investigadores. Esta colección es también una de las opciones que se barajan en el caso en que el animal ingrese muerto en primera instancia, cuando este es el caso, se realiza una necropsia para conocer las circunstancias y los motivos de la muerte del animal. Si las condiciones del animal muerto así lo precisan se pasaría a la destrucción del ejemplar.

Teniendo en cuenta que, a la vista de la experiencia acumulada, una porción considerable de los ejemplares ingresados no se recupera físicamente lo suficiente como para hacer aconsejable su reintroducción en el medio natural, algunos de estos Centros de Recuperación están utilizando estos ejemplares irrecuperables en el curso de programas de cría en cautividad, con vista a la eventual liberación de su descendencia en el medio natural y, por tanto, al refuerzo de la población silvestre de la especie amenazada en cuestión.

Debido a la gran diversidad de especies amenazadas existentes en Andalucía, con distribución territorial o requerimientos ecológicos y sanitarios muy dispares, la Red de CREA's tiende progresivamente a su especialización en la acogida y atención de ejemplares de grupos particulares de vertebrados amenazados, tales como las aves acuáticas, las aves migratorias, los buitres o las aves rapaces en general, los cetáceos y tortugas marinas, el Lince Ibérico, el Camaleón y la Tortuga Mora.

 

Causas de los ingresos

Las causas de ingresos en los CREAs son múltiples destacando la electrocución, las colisiones y la caza ilegal. Durante el periodo 2004-2007, las principales causas que motivaron los ingresos son, por un lado la tenencia ilegal de especies o en cautividad (26,84%), incluyendo en este porcentaje la extracción de hábitat (11,31%), el expolio de nido (3,02%) o la mansedumbre (0,64%). Por otro lado, las colisiones o traumatismos suponen el 22,76% de los ingresos, desglosadas en atropellos (7,24%), colisiones con alambradas (1,33%), con tendidos eléctricos (0,66%), con aerogeneradores (0,10%) y otros traumatismos (13,42%). La tercera causa se debe a la caída del nido (16,88%). La debilidad o desnutrición de las especies computa un 6,76% de los ingresos, seguido de la intoxicación (4,46%), la electrocución (3,47%) o enfermedad (3,09%). Por último, existen causas asociadas a la actividad humana como disparos (2,87%), trampeo (1,67%), petroleamiento (0,26%) o interacción con artes de pesca (0,08%).

Aparte de su función primordial como centros de apoyo a la recuperación de especies amenazadas, de atención al ciudadano que colabora y de sensibilización social, los CREA's de Andalucía proporcionan también información útil sobre la conservación y manejo de las poblaciones silvestres de esas mismas especies. Así, por ejemplo, el simple funcionamiento de estos Centros permite conocer cuáles son las causas más frecuentes de la mortalidad de las diferentes especies, así como sus enfermedades naturales y parásitos, sus necesidades fisiológicas y sus requerimientos ecológicos. A este respecto sabemos, por ejemplo, que los vertebrados protegidos más afectados por las actividades humanas son con mucho las aves, que los principales factores de perturbación son por este orden el impacto con tendidos eléctricos, con vallas o con vehículos, el expolio de nidos y los disparos por armas de fuego, y que la época que registra mayor número de ingresos en los Centros de Recuperación es el verano, cuando los animales se han reproducido y la mortandad tiende a cebarse en la inexperta población juvenil, además son épocas de ocio para la mayoría, por lo que las zonas naturales están más transitadas y pobladas, por lo que la localización de animales es mayor por el número de ojos; al lado de esto un número relativamente importante de animales es encontrado con síntomas de desnutrición, lo que puede tener su origen tanto en causas naturales como en la perturbación humana. Es de destacar, finalmente, que una proporción importante de los ejemplares que ingresan en estos Centros de Rehabilitación lo hacen gracias a la colaboración ciudadana, la cual se canaliza principalmente a través de la generosa participación de personas particulares.

CREMA Málaga

 

El Centro de Recuperación de Especies Marinas Amenazadas de Málaga es un Centro concertado con la Sociedad Cooperativa Aula del Mar de Málaga, y orientado a la rehabilitación de ejemplares de especies marinas amenazadas (tortugas marinas, cetáceos y focas), así como a la difusión de campañas divulgativas sobre la biología y conservación de esas especies.

Los primeros pasos del C.R.E.M.A. se dirigieron a constituir una Red de Asistencia a Varamientos de tortugas y mamíferos marinos funcional y preparada en todo el litoral andaluz.

La actividad del centro ha ido en aumento casi exponencial en los últimos años. En este centro la labor del Seprona y la Guardia Civil es vital.

Las causas de ingreso en el año 2002 son menos variadas que en los CREAs y sus porcentajes son más regulares destacando el ingreso por parásitos externos, las heridas y los problemas de flotabilidad.

Las especies susceptibles de ser tratadas el CREMA por su distribución, rutas, o por ser zonas frecuentadas ocasionalmente son el delfín mular (Tursiops truncatus), el común (Delphinus delphis) en peligro crítico de extinción, el listado (Stenella coeruleoalba), el calderón gris (Grampus griseus), la foca monje del mediterráneo (Monachus monachus) en peligro crítico de extinción, la yubarta (Megaptera novaengliae), el rocual común (Balaenoptera physalus), la tortuga boba (Caretta caretta) y la tortuga verde (Chelonia midas).

Los tratamientos de los animales suelen ser in situ, debido a la dificultad de trasladar a ciertos vertebrados marinos. Los traslados se realizan de forma puntual y si las circunstancias lo precisan.

Es un trabajo bastante ingrato ya que los porcentajes de animales encontrados muertos son elevadísimos. Desde el CREMA se organizan charlas y visitas a las cofradías de pescadores y puertos pesqueros para informar de la problemática de tortugas marinas y dar a conocer el centro y su labor y así implicarlos en la tarea. Entre estas tareas cave destacar cursos sobre Primeros Auxilios y asistencia primaria a mamíferos y Tortugas Marinas varados en la costa. Seminarios prácticos de formación en técnicas de conservación de muestras biológicas y reproducción naturalística de especies marinas o jornadas técnicas de intercambio de experiencias profesionales, científicas y educativas para la protección de especies marinas amenazadas del litoral andaluz y marroquí. Se realizan actividades dirigidas a pescadores, voluntarios, colectivos, etc. ya sea solo el centro o en colaboración con otras instituciones públicas o privadas, regionales, nacionales o internacionales.

Centros

Centro de Rehabilitación "Las Almohallas" (Vélez-Blanco, Almería). Situado en el Parque Natural de Sierra María, alberga el Centro de Recuperación y Cría de la Tortuga Mora. Antigua Casa Forestal Las Almohallas. Teléfono: 950.527.058.

CREA Dunas de San Antón (Cádiz). Monte público “Dunas de El Puerto de Santa María” Teléfono: 956.543.813.

Centro de Recuperación del Parque Zoológico y Jardín Botánico "Alberto Durán". Este Centro está concertado con el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera.

Centro de Recuperación "Los Villares" (Córdoba). En sus instalaciones alberga el Centro Nacional de Rehabilitación del Lince Ibérico. Carretera de Obejo-Córdoba, a 12 Km. De la capital. Teléfono: 670947901.

Centro de Recuperación "El Blanqueo" (Pinos Genil, Granada). Antigua carretera de Sierra Nevada, Km. 7, entre las localidades de Cenes de la Vega y Pinos Genil. Servicio de recogida: 74.56.99 (670.945.699)

Centro de Recuperación "Quiebrajano" (Jaén). Situado en el Parque Periurbano El Monte-La Sierra de Jaén, a 25 Km., de Jaén capital. Servicio de recogida: 74.62.63 (670.946.263)

Centro de Recuperación "Pecho de Venus" (Tolox). Situado en Parque Natural de la Sierra de las Nieves. En el Parque Natural Montes de Málaga se ubica el Centro de Acogida de Buitres Leonados "El Boticario" (Málaga), cuya gestión está concertada con la Federación Andaluza de Asociaciones de Defensa de la Naturaleza (FAADN). Antigua Casa Forestal Pecho Venus. Sierra de Tolox. Servicio de recogida: 74.45.98 (670.944.598).

 Centro de Recuperación Viveros de San Jerónimo (San Jerónimo). Vivero Forestal. Ctra C-433 S Jerónimo- La Rinconada, km 4. 41015 Sevilla. Servicio de recogida: 74.15.92 (670.941.592).

 

Fuentes:

Red Andaluza de Centros de Recuperación de Especies Amenazadas, Consejería de Medio Ambiente.

 

Autores fotografías:

Archivo fotográfico Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, Fundación Gypaetus, CREMA, J.M. Aguilar; M.A. Quevedo; J.C. Capuz; P. Pérez; N. Viqueira; M. Galka; C. Atienza; F. Sanz; I. Molina.